MÁS RESPETO A SUS DERECHOS PIDEN LOS TRABAJADORES EN SU DÍA

El Día del Trabajo se celebra el primer lunes de septiembre con el objetivo de brindar un tributo nacional a los trabajadores que han forjado la prosperidad y bienestar de Estados Unidos.

El 5 de septiembre de 1882 se llevó a cabo el primer desfile del trabajo en Nueva York. Veinte mil trabajadores marcharon por la calle Broadway portando letreros que decían: “El trabajo crea toda la riqueza” y “ocho horas para trabajar, ocho horas para descansar, ocho horas para la recreación”. En los siguientes años la idea del festejo se extendió de costa a costa y todos los estados celebraron el Día del Trabajo. En 1894 el Congreso lo estableció oficialmente como día festivo.

VIDA NUEVA entrevistó a algunos trabajadores en Los Ángeles y esto es lo que dijeron sobre el Día del Trabajo.

AMADEO HERNÁNDEZ, salvadoreño, administrador de edificios de apartamentos, “Muchos trabajadores quizás este año no van a celebrarlo debido a la situación actual que se ha vuelto difícil; algunos no tienen empleo, mientras que otros se han visto obligados a tener dos para cubrir sus necesidades. Para el 9% de los trabajadores que ha perdido su empleo la situación ha empeorado con respecto a hace 10 años; muchos inmigrantes cuyo ‘Sueño Americano’ era trabajar (legales o no), les cuesta obtener empleo. A una persona de 40 años para arriba difícilmente le dan uno porque solo contratan a gente joven. Los derechos de los trabajadores no se respetan; los empleadores toman ventaja debido al desempleo, sobre todo en la rama de hoteles y restaurantes que han despedido gente, recortan horas y cargan de más trabajo a la gente con el mismo sueldo. El gobierno debe supervisar más las condiciones de trabajo; que vaya a ver qué es lo que hace un trabajador y cuánto gana. Si bien es cierto que en Estados Unidos hay libertad para protestar, muchos empleadores antes de dar un empleo hacen firmar un documento que los exime de responsabilidad si despiden a alguien, y no puede poner ninguna demanda ni protestar por nada. En ese sentido el trabajador está amenazado desde que llega a un trabajo”.

PROFESOR JUSTO RODRÍGUEZ, cubano, maestro de inglés en “Diversified Language Institute”
“El Día del Trabajo es un día para celebrar y dar gracias a Dios porque tenemos empleo, pues hay muchas personas que no lo tienen. Me parece que actualmente hay muchos negocios que no respetan a los trabajadores y se aprovechan de ellos. Si son indocumentados no les dan beneficios, les pagan un sueldo muy mínimo y es posible que hasta les pidan que hagan cosas ilegales, como no declarar lo que ellos venden. Esa parte me molesta mucho, porque hace cómplice a los trabajadores de fraude y, por tanto un crimen, pero si no lo hacen pierden su trabajo. El gobierno debe tener más inspectores que averiguen si hay información de todo lo que se ha vendido y caigan de pronto sin avisar. Por otro lado, hay una disparidad en los sueldos, y muchos empleados no pueden pagar sus gastos, y viven en condiciones muy difíciles. Por otro lado, hoy los trabajadores compiten con la tecnología que ha avanzado tanto que los empleadores han prescindido de muchos de ellos. Por eso es importante que los inmigrantes aprendan inglés, quien se prepara y es bilingüe lógicamente mejorará su economía”.

EDIR LIRA, mexicana, activista, “El Día del Trabajo simboliza la construcción de un país. El trabajo de cada persona es crítico para que este país salga adelante, puede ser la persona que está debajo de la escalera a un ejecutivo, ya que los dos son necesarios para sacar adelante un propósito. En este país hay leyes pero desafortunadamente muchos patrones no las cumplen, y la razón es que muchos trabajadores no saben que tienen esos derechos. Hay personas que lo saben pero tienen miedo, porque piensan que no van a encontrar otro trabajo, y otros porque son indocumentados y si se salen de ese empleo va a ser casi imposible encontrar otro. Entonces están trabajando como esclavos modernos; este tipo de esclavitud quizás es la peor de todas porque aunque les paguen, no les pagan ni siquiera lo que la ley dice. El trabajador se tiene que informar y saber adónde llamar si hay abusos, y el gobierno debe tener más control, disponer de un número de teléfono gratis y no hacer tan complicado el sistema de llamadas para que las personas puedan denunciar sin miedo”.

SUSANA HUEZO, salvadoreña, estudiante y empleada de un restaurant, “Trabajo en un restaurante de comida rápida; me gusta el ambiente, pero lo difícil es tratar con algunos clientes que se vuelven agresivos, pero de cualquier manera trato de atenderlos lo mejor posible. En cuanto a la relación de los empleadores no tengo nada que decir, para mí se portan bien. Pero la empresa tiene como política dar menos de 40 horas a sus empleados, antes de ser contratados, es probable que ellos lo hagan para no desembolsar dinero en prestaciones, aunque tengan que entrenarlos para no darles a la mayoría las 40 horas. Técnicamente no están quebrantando la ley. En los restaurantes de comida rápida nunca aumentan el sueldo, aunque uno pase años trabajando en el mismo lugar, siempre es el sueldo mínimo que dicta la ley. Las condiciones económicas no están bien para nadie, incluso para los propietarios, que en algunos casos han cerrado sucursales; pero por otra parte el dinero que deberían pagar a los trabajadores lo utilizan para renovar o mejorar sus negocios”.

ALEXIS GUEVARA, salvadoreño, empleado de una oficina de bienes raíces, “El Día del Trabajo es una oportunidad para evaluar lo que hacemos durante el año, y mejorar. Es una oportunidad para dar gracias a Dios por nuestro empleo, porque hay mucha gente que no lo tiene, y los índices de desempleo no dan muestras de disminuir. Sin embargo, hay trabajadores de ciertos sectores que no les ha afectado tanto; los ricos siguen siendo ricos y manteniendo su capital, mientras que la clase media ha sido afectada, debido a que algunas corporaciones se han ido donde hay mano de obra barata. En este día se debería reflexionar sobre las condiciones de trabajo, el salario y recibir un trato mejor por parte de empleadores de algunas empresas como las maquilas o restaurantes, donde desafortunadamente se recibe un mal trato y salarios injustos aprovechándose de las necesidades del empleado. Creo que las condiciones se pueden mejorar si uno se capacita; eso ayudaría a mejorar su vida y la de su familia. En ese aspecto hace falta mayor supervisión del gobierno, porque debido a eso es que hay abusos; muchos no protestan por temor a perder su empleo. Lo mismo sucede en el campo donde a mí me consta las difíciles condiciones de trabajo, porque tienen que trabajar bajo el sol; algunos de ellos han muerto de insolación por eso deben buscarse mayor protección para ellos. Creo que este Día del Trabajo es una buena oportunidad para denunciar abusos de empleadores y exigir al gobierno mayor supervisión para que se cumplan las leyes laborales”.

ARCENIO MARTÍNEZ, salvadoreño, trabajador de mantenimiento en una escuela para personas con discapacidad mental, “En lo personal el Día del Trabajo debería ser muy especial porque todo se mueve a través de un motor, que son los trabajadores, los cuales sirven en todas las áreas moviéndose como la columna vertebral de la economía de cualquier país, especialmente en Estados Unidos. Debemos reconocer la importancia de la gente que ha hecho historia. Tenemos por ejemplo a César Chávez, que luchó por los derechos de los trabajadores del campo, lo mismo debemos hacer nosotros y continuar esa lucha para que ellos sean tratados con más dignidad. Lastimosamente, el gobierno no hace nada más que formar un monopolio político para utilizar a la clase trabajadora. Pero ¿qué pasa? Esto se va de una cámara a otra, de congresista a congresista, hasta llegar a disuadir lo que esperamos de la propuesta de legalización, y debemos preguntarnos qué es lo que va a hacer el gobierno con los trabajadores. Como gobierno hay mucho qué hacer para que el trabajador sea reconocido como tal. El gobierno se acuerda de la clase trabajadora en tiempo de elecciones, sino por qué no se aprueba de una vez por todas la Reforma Migratoria. Los trabajadores debemos hacer hincapié desde nuestro lugar, a que sean respetados nuestros derechos; debemos exigir que se creen más fuentes de trabajo; que se vigile más la actuación de los empleadores, porque hay algunos que explotan a la gente; yo he vivido algunas experiencias y sé que siempre hay formas para mejorar a los trabajadores”. VN

Share