GRAN CELEBRACIÓN EN HONOR A NUESTRA SEÑORA DE GUADALUPE EN LA CATEDRAL DE LOS ÁNGELES (MISA Y SERENATA)

GRAN CELEBRACIÓN EN HONOR A NUESTRA SEÑORA DE GUADALUPE EN LA CATEDRAL DE LOS ÁNGELES (MISA Y SERENATA)

–El día de Nuestra Señora de Guadalupe designado como día nacional de oración y solidaridad con familias inmigrantes–

La Catedral de Nuestra Señora de los Ángeles (555 W. Temple Street, Los Angeles), acogerá la celebración anual en honor a Nuestra Señora de Guadalupe el domingo 11 de diciembre, conmemorando el 485 aniversario de las milagrosas apariciones de la Virgen María a San Juan Diego .

Las fiestas comenzarán a las 7 pm con bailarines tradicionales en la Plaza de la Catedral y la veneración de la reliquia de la tilma de San Juan Diego, sobre la cual apareció la milagrosa imagen de Nuestra Señora de Guadalupe en 1531.

La Catedral de Nuestra Señora de los Ángeles es el hogar de la única reliquia de la tilma fuera de la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe en la Ciudad de México.

A las 10 pm, la celebración continuará dentro de la Catedral con el rezo del Rosario con el Coro de la Catedral, seguido de una actuación del Mariachi Los Toros.

La serenata o tributo musical comienza a las 10:30 p.m.
Los intérpretes de este año incluyen: cantantes mexicanas regionales Helen Ochoa y Jonatán Sánchez; ganador del concurso Telemundo La Voz Kids Angelito García; Semifinalista de America’s Got Talent Alondra Santos; Anna Betancourt, Estela García-López y Jacky Ibarra acompañados por Stephanie Amaro de Abad, del Trio Ellas nominado al Grammy® latino. El cantante y actor mexicano Fernando Allende se unirá a los artistas para cantar “Las Mañanitas”, una canción de cumpleaños mexicana tradicional para honrar a la Virgen en su fiesta.

La misa de medianoche será celebrada por el arzobispo José H. Gómez.

Durante casi 500 años, la imagen de Nuestra Señora de Guadalupe ha sido el símbolo de esperanza, paz y amor, uniendo a los pueblos de todo el mundo como una sola familia de Dios.

Su día de fiesta, 12 de diciembre, ha sido designado como un día nacional de oración y solidaridad para las familias de inmigrantes por la Conferencia de los Obispos Católicos de los Estados Unidos. VN

Share